martes, 1 de febrero de 2011

Bricolaje musical: el pentagrama de mesa

Marc amb nou anys practicant amb sol - mi - la ;-)
Para que no todo  sean electrones girando locamente en microcircuitos, recupero esta antigua entrada,  la primera que introduje en el "Rincón Didáctico" de la web de Aulodia, Asociación de Profesores de Musica de la Comunidad Valenciana, de la que fui creador y administrador de 1998 a 2005, más o menos. La entrada es de 1998. Este recurso es, por supuesto, absolutamente analógico, pero tiene como contrapartida la ventaja de que no se cuelga nunca (precursor del IPad, por tanto).

El pentagrama de mesa, ideado por Maria Montessori (1870-1952) es un recurso muy conocido y útil para la iniciación en la lectoescritura musical de los niños más pequeños. Tiene como indudables ventajas el atractivo de ser un recurso manipulativo, con posibilidad de múltiples actividades de corrección rápida. Como desventaja, el tiempo que se tarda en repartir y luego en recoger las hojas pautadas, las chapas u otros objetos que empleamos como notas... Demasiado para un horario tan ajustado como el que desgraciadamente es común en Educación Musical.
El modelo que proponemos , que puede ser fabricado perfectamente con ayuda de los alumnos más mayores, tiene la ventaja de integrar el pentagrama y las "notas" en un solo artilugio. Las notas corren a lo largo de hilos de nylon sujetos entre los extremos del pentagrama. Es sencillo de distribuir y de usar. Resuelve además de forma automática la dificultad que supone al principio para algunos niños la escritura de las notas de izquierda a derecha.

Actividades
  • Colocación de notas en líneas o espacios
  • Colocación de notas con nombres dictados por el maestro/a
  • Un niño inventa una combinación y la canta. Los demás colocan el esquema cantado.
  • Inventar una combinación dando una consigna (solo grados conjuntos, solo un ámbito determinado, etc) y cantarla a continuación.
  • Dictados breves
  • y todas las que la imaginación permita
Confección:
El mejor material de soporte es el llamado "trasera de melamina blanca", un material de aspecto acartonado que tiene una delgada capa de melamina blanca por una de las caras. Puede encontrarse en almacenes de bricolage en planchas de 1.20 x 2.44. En muchos de estos almacenes realizan el corte gratuitamente. Pediremos que nos lo corten en tableros de aproximadamente 34x28 cm, lo que nos permitirá obtener 28 tableros.
Para las notas emplearemos redondeles de fieltro adhesivo de los que se emplean para colocar en las patas de los muebles. El diámetro más adecuado es de unos tres centímetros.
De acuerdo con este tamaño dibujaremos con rotulador las cinco líneas negras del pentagrama y una línea fina de color para el "do". Practicaremos a continuación con taladro seis agujeros (de 1'5 mm) a cada lado para que pase el hilo de nylon.
Con una aguja de coser e hilo de nylon pasaremos el hilo tal como se ve en el dibujo, atravesando con la aguja las "notas" de fieltro por su diámetro, de forma que éstas puedan deslizarse a lo largo del hilo. Finalmente tensaremos y ataremos los dos extremos por la parte trasera Un marco protector de cinta aislante puede proteger el borde de golpes y embellecer el resultado.
Nota final: Una versión electrónica de este artilugio puedes encontrarla aquí.
Seguir a @octavisoler

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Gracias por comentar en este blog.